Reserva tu vuelo desde París (CDG) a Moscú (DME)

Vuelos desde París

airberlin ofrece vuelos desde París a numerosos destinos de Europa y del mundo en sus dos aeropuertos internacionales. El Aeropuerto de París-Charles de Gaulle (CDG) está situado a 25 kilómetros al noroeste de París, mientras que el Aeropuerto de París-Orly (ORY) se encuentra a 13 kilómetros al sur de la ciudad.

Información sobre el Aeropuerto de París-Charles de Gaulle y el Aeropuerto de París-Orly

El Aeropuerto de París-Charles de Gaulle es el principal aeropuerto de Francia y puede vanagloriarse de ser el segundo aeropuerto con más tráfico de toda Europa, ya que sus instalaciones acogen gran parte de los vuelos internacionales que entran al país. El hecho de que Disneyland París esté a tan solo diez minutos y Bruselas a una hora de viaje, lo convierten en un lugar muy conveniente para volar.

En el Aeropuerto de París-Orly operan 30 aerolíneas, que transportan cada año a 25 millones de pasajeros, fundamentalmente a través de vuelos nacionales y chárter. Una exposición de arte de gran calidad y un mirador panorámico te mantendrán entretenido entre un vuelo y otro.

Cómo llegar al aeropuerto en París

Encontrar un autobús al Aeropuerto de París-Charles de Gaulle o al Aeropuerto de París-Orly es bastante sencillo ya que hay salidas regulares a todas horas. Si prefieres un tren al Aeropuerto de París-Charles de Gaulle, solo tendrás que subir a bordo del TGV. Ten en cuenta que un taxi al Aeropuerto de París-Charles de Gaulle desde el centro de la ciudad tardará unos 30 minutos.

Llegada a Moscú

Moscú es un enorme tapiz que refleja la cultura y las tradiciones de Europa del Este, pero, si miras entre sus costuras, descubrirás un estilo de vida contemporáneo. Aprovecha las ofertas de vuelos a Moscú y sumérgete en una ciudad donde arte, historia y modernidad se dan la mano. Los vuelos a Moscú de airberlin te garantizan un viaje cómodo para que llegues a tu destino relajado y dispuesto a vivir una aventura inolvidable.

Primera vez en Moscú

Moscú se divide en una serie de circunvalaciones que se extienden por toda la ciudad y toman la Plaza Roja como epicentro. Sin embargo, los anillos internos son los que atraen las miradas de los turistas, ya que pasan por las principales atracciones moscovitas, como el Kremlin y las catedrales más imponentes.

Moscú a tu medida

Viajar a Moscú implica descubrir sitios únicos. Los niños estarán de plácemes en el Teatro de Títeres Obraztsov, sobre todo si viajas en invierno, ya que durante esta temporada se exhiben obras todas las noches. Los adultos podrán encontrar su propio paraíso en un ‘banya’, una auténtica casa de baños rusa donde te aguarda una sauna caliente y unos golpes con ramas de abedul que mejorarán tu circulación y te harán salir rejuvenecido.

Aprovecha al máximo tus vacaciones en Moscú

La capital de Rusia es una ciudad costosa, pero aun así, si buscas con detenimiento, podrás encontrar hoteles baratos en Moscú que se adapten a tu presupuesto. Si reservas los billetes a Moscú con antelación, también podrás encontrar precios muy convenientes que te permitan vivir tu propia aventura moscovita.